6 julio, 2020 Comentarios (0) Escalada

Cordata los Vados. 340 metros. Vélez de Benaudalla-Granada

El pasado 26 de junio, Domi, Ernesto y el que suscribe nos decidimos realizar unas de las dos vías cordatas que hay en Andalucía: una está en nuestra provincia (Villanueva del Trabuco), y la otra está en Granada, en el municipio de Vélez de Benaudalla, muy cercana a Motril, y en este caso tocaba esta, la mítica y famosa vía cordata del Tajo de los Vados.

Como pone en el título, es una vía cordata no una vía ferrata, y se diferencia en que no existe un cable de vida de acero, sino que hay progresar con cuerda y técnicas de escalada de varios largos.

Además tiene su «historia» esta cordata… Como se pueden ver en muchos vídeos de youtube mucha gente la hacía «gancheando», es decir, utilizando la baga de enclaje en las grapas sin llevar cuerda. En 2016, hubo un accidente en el que una chica se mató en esta vía y por lo visto iba sola sin cuerda, así que los equipadores de la misma decidieron hacer una serie de cambios para forzar a la gente a que utilizara cuerdas para realizarla. Los cambios fueron:

  1. En el primer largo quitaron todas las grapas o escalones y hay que realizarla escalando. Es un IV+.
  2. En tres travesías laterales peligrosas, quitaron unos pasamanos de cadenas que existían antes y ahora hay que hacerlo poniendo cintas express.

Así pues, hay que llevar cuerdas sí o sí.

Las características generales de la vía, según se desprende del cartel informativo que tiene al principio de la misma, es de 340 metros, con 10 largos. Para realizarla nos íbamos a alternar de primero y segundo Ernesto y yo, y lógicamente a Ernesto le tocaron los largos más expuestos 😂, es decir, donde estaban las travesías laterales sin pasamanos.

Es una vía que se hace largaaaa, tardamos unas de 4:30 horas en hacerla; nuestras cuerdas (fuimos con dos de 60 metros) se rizaban con cierta frecuencia porque había varios largos en los que se hacía zig-zag y provocaba que se formaran innumerable nudos a la hora de recogerlas, por lo que había que posteriormente desenredarlas y lógicamente se perdió bastante tiempo en este menester. También para nuestro gusto, había reuniones que se podían haber trasladado un poco para que fueran más cómodas y seguras.

Los pasos laterales sin pasamanos te ponen en tu sitio, para buscar un simil podríamos decir que son como el paso de los Guías en Sierra Nevada pero sin cadena. Además hay otro paso en el que inexplicablemente las chapas estaban en el suelo, y tenías que agacharte para poder chapar con el incremento de sensación de verticalidad. A nuestro juicio se debería haber evitado este innecesario factor de caída añadido .

Y hablando de sensaciones de verticalidad, esta es casi constante en la vía, es el mayor disfrute de la misma, vas viendo progresivamente como la carretera cada vez se va haciendo más y más pequeña, y las vista en el penúltimo largo, que es el más vertical, son espectaculares y lo curioso es que este largo tiene una pequeña repisa donde «cómodamente» se pueden disfrutar de estas impresionantes vistas.

En definitiva, una vía cordata en la que su mayor aliciente es la verticalidad que posee, dura por las horas que tienes que emplear en realizarla, y necesariamente se deben conocer las técnicas de escalada deportiva en varios largos.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Utilizamos cookies propias y de terceros. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes ver más información aquí

Utilizamos cookies propias y de terceros. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.

Cerrar